Poesía

Poesía: Lirio

La rompiste
el lirio que se cae de mis manos
la aplastaron ora vez
como los pétalos putrefactos que llegan al piso
fue pisoteado
al caminar encima de los cadáveres de las flores
y así se quedó
aplastada
rota
con todas las preguntas sin respuesta.

¿Por qué me estrujaste así tan cruelmente?
Preguntó el lirio cuando se quedó agonizante en el suelo
¿Por qué me cuidaste, me regaste y me diste sol
si al final romperías mis tallos en mil pedazos?
Jamás llegará a tener la solución porque no la hay.

En el mundo no todo tiene una explicación
eso lo debería haber sabido el lirio antes de vivir
antes de compartir sus colores para alguien más.

Tan viva, tan sonriente
así fue la flor que nunca creyó morir
pensó de manera estúpida que la vida sería feliz
que el sol que recibía sería para siempre.

¿No fui lo suficiente hermosa
como para brillar?
Cambiaste de flores sin dejarme respirar
¿En el jardín me viste como una plaga
tan fácil de desechar, de arrancarme, de privarme de la vida
y dejarme de la forma más miserable?
¿Tan fácil fue dejar de regarme,
para plantar nuevas flores?

Así se quedará la pobre
sin las respuestas que carcomen su interior
sin agua, sin cielo, sin amor
esperando secarse hasta morirse
esperando no volver a sentir un dolor semejante…
de nuevo.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *